Inicio > Uncategorized > Sin noticias del salario social

Sin noticias del salario social

La Junta retrasa hasta ocho meses el pago del Ingreso Mínimo de Solidaridad
Sin noticias del salario social

El brutal retraso del único ingreso del que se benefician aquellos que tienen agotados todos los recursos lleva a centenares de familias al borde del abismo. Diversos agentes piden que se agilicen los trámites ante el nuevo contexto social

¿Se imagina tener que sobrevivir durante más de tres meses sin un euro? ¿Sin empleo, habiendo ya agotado las prestaciones y en un contexto económico difícil para encontrar un puesto de trabajo?Eso es precisamente lo que le está pasando a miles de personas y algo que también puede sucederle a usted sin los mecanismos que tiene la Administración de protección social siguen en el estado deficitario en el que se encuentran .

Y es que cuando en Córdoba ya hay 70.712 parados, en toda España las víctimas por el desempleo rozan los tres millones y medio, y ya se cifran que existen unos 350.000 trabajadores que en todo el territorio ya no perciben ninguna prestación – algo más de 26.000 en Córdoba– una de las herramientas que se antojan claves para aquellos que ven agotados todos sus ingresos comienza a fallar de forma alarmante. El denominado Ingreso Mínimo de Solidaridad o Salario Social que la Administración otorga a fondo perdido y que permite a muchas unidades familiares atender sus necesidades básicas está llegando con un retraso de entre cinco y hasta ocho meses. La realidad es tal que si de media entre la solicitud y el reintegro podían pasar como máximo unos tres meses, el tiempo de espera ya se ha duplicado y en algunos casos alargado de forma escandalosa produciendo, con ello, una gran angustia a centenares de familias que tienen en esta inyección económica, concedida durante sólo durante seis meses, su única fuente de ingresos.

“Lo hemos pasado fatal”

Así lo han puesto de manifiesto varias asociaciones y agentes que trabajan con los principales colectivos que se están viendo sacudidos por el importante parón económico y así lo ratifican de primera mano quienes soportan en definitiva el retraso de estas prestaciones.

Dolores Luque Escobedo, casada y madre de tres niños de doce, nueve y ocho años de edad, recibió la ayuda el pasado viernes, día 6 de marzo cuando hace “ocho meses” que la solicitó.

Procedente del sector servicios y su marido, de la construcción, no tienen ningún recurso para subsistir por lo que han sido meses en las que se las han tenido que “ingeniar” para suplir las enormes necesidades que se derivan de una situación como esta. “El retraso lo hemos vivido fatal. Nos hemos apañado como hemos podido, haciendo algún que otro trabajo por ahí, pero la cosa está muy mal ahora y ese dinero constituye unos ingresos muy importantes”, comenta mientras prefiere no dejarse fotografiar por mantener en sigilo su angustiosa situación.

Se trata de 500 euros al mes, ya que el Salario Social se cifra actualmente en 386 euros (correspondiente al 62 por ciento del Salario Mínimo Interprofesional), incrementado en un 8 por ciento por cada miembro de la familia hasta un tope de 600 euros. Con ello, esta familia como otras tantas pagan cuestiones básicas como “el agua del piso”, la luz, o, como comenta Dolores “llenaré el frigorífico ” y en ocasiones, incluso, es un dinero que tristemente se destina a pagar deudas contraídas con anterioridad. Como explica Catalina Guerrero a punto de solicitar el Salario y quien comenta que “estoy harta de estar en el paro y echar currículum y nada”.

Por esa misma situación ha pasado Juan Puerto, quien a pesar de tener una realidad menos extrema también ha tenido que soportar esa tensa espera, así como la joven Ángeles Gómez,con un hijo a cargo, y Maria del Valle responsable de una familia en la que viven cuatro miembros, “más un nieto”, y quienes han visto pasar cinco meses hasta que la Administración le ha dado respuesta “lo hemos pasado muy mal”, comentan al unísono.

Y es que el aluvión de peticiones de este tipo de subvención a fondo perdido que se concede a quien ya tiene agotados todos su recursos ha sido manifiesta. Distintos colectivos confirman además que la crisis está provocando la inclusión de nuevos perfiles y con ello, una cascada de solicitantes que la Administración no ha previsto con la antelación suficiente.

Uno de los agentes más activos en Córdoba es la Asociación de Encuentro en La Calle, Nani Ariza, coordinadora de barrios ratifica esa realidad. “El aluvión ha sido importante. Nos viene mucha gente no sólo de barrios tradicionalmente donde el salario es el único sustento de las familias, sino también de zonas más normalizadas como Alcolea, la Fuensanta, Cañero, o del centro para que le rellenemos formularios”.

De hecho, los datos que baraja esta asociación ofrecen un incremento notable del número solicitudes tramitadas en este año. Según explica Ariza en los últimos seis meses el número de salarios sociales tramitados iguala a las solicitudes impulsadas por esta asociación en el periodo 2007 a 2008.

Escasa dotación presupuestaria

Y es que mientras desde la delegación de Bienestar e Igualdad Social de Córdoba aseguran que aún no tienen “disponibles” los datos de las solicitudes registradas en 2008, las cifras a los que ha tenido acceso este semanario demuestran que a nivel presupuestario, la cuantía que destinó la Junta en 2007 y 2008 apenas ha variado, pasándose de 4.636.947 euros a 4.796.584 respectivamente.

Precisamente muchos son los que ven en esa escasa dotación presupuestaria las causas de un retraso que provoca situaciones límite a quienes son los grandes perjudicados de que no lleguen a tiempo estas ayudas: gente sin recursos que ven que se ven abocados a la exclusión cuando el sistema de protección social falla. De hecho, llama la atención que de los 3.821 expedientes valorados en 2007 sólo se hayan registrado 2.818 en el pasado 2008. Unos mil menos que responden , según las mismas fuentes consultadas, a una contención debido a esa falta de provisión de fondos por lo que en los dos primeros meses de este año se están resolviendo todavía solicitudes procedentes de 2008, “sin dar aún salida a aquellas que se están siendo solicitadas en este mismo 2009”, según las mismas fuentes que revelan que sólo entre enero y febrero se han dado respuesta favorable a 1.247 expedientes.

Por ello, ya comienzan a aparecer voces que sostienen que se debe ir hacia un cambio notable de estas ayudas, “ya que la situación económica lo requiere”, con objeto de adecuarlas a una realidad que cada día se cobra más y más víctimas debido al parón económico. Una de ellas es el Partido Popular, que recientemente ha elaborado un plan de choque a nivel social. Blanca Córdoba concejal de esta formación en el Ayuntamiento incide en que de forma “urgente” debe producirse un giro de ciento ochenta grados en la tramitación y resolución de las mismas. “Es incomprensible lo que está ocurriendo, si esto no se evita y no se regula cuanto antes, otras personas van a caer en la exclusión y ahora sacarlos de esta situación va a ser complicado”, señala.

El Partido Popular pide que el plazo máximo para resolver este tipo de ayudas sea de un mes desde su solicitud, “ya que la situación para estas familias es insostenible”. Además en ese plan de choque que se presentará en la próxima sesión de la comisión de Bienestar Social en el Parlamento Andaluz se propone un incremento del 25 por ciento del Salario, que pasaría de 386 euros, a 483 euros, acercándose mucho más al IPREM, Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples o el Salario Mínimo Interprofesional. Con ello, además, estiman que debe ampliarse hasta nueve meses el plazo de la duración de la prestación, prorrogable a un año “cuando aquellas situaciones lo requieran”.

Ayudas sin seguimiento

Y es que hay quien entiende que anular este tipo de prestación tras seis meses si los afectados no han modificado sustancialmente su situación se antoja “absurdo”. Precisamente de esa opinión es el presidente del Colegio de Trabajadores Sociales de Córdoba, José María Romero, quien considera además que el problema con este tipo de prestaciones no sólo es su escasa duración. De hecho, el denominado Programa de Solidaridad auspiciado por la Junta en la década de los noventa establece no sólo la dotación económica, sino una serie de líneas de trabajo que permitan reconducir a los solicitantes a su plena inclusión en el empleo a través de una serie de itinerarios que van desde el ámbito profesional, medidas educativas y de acceso a la vivienda implicando no sólo a la Consejería de Igualdad y Bienestar Social, sino a la de Empleo, Educación y Obras Públicas y Transportes. Medidas que no obstante caen en saco roto porque según todas las fuentes consultadas no se están aplicando ante la dificultad que conllevaría ponerlas en marcha tanto de medios humanos como materiales y económicos que hacen de esta prestación “todo un fracaso”, según reiteran varios colectivos que trabajan con los más desfavorecidos en Córdoba.

Pero no todo está perdido, ya que hay quien ve en la nueva Ley de Inclusión Social que se debatirá en el Parlamento Andaluz en el mes de junio próximo, un nuevo marco que hará cambiar el duro panorama que se avecina, ya que este tipo de ayudas serán aún más demandadas durante este año, según testan todos los colectivos, quienes advierten que si no se normaliza su resolución pueden terminar con un colapso del sistema .

Precisamente convertir el Salario Social en una renta básica de inserción equivalente al 75 por ciento del IPREM, es decir 527 euros, es la esperanza de varios colectivos y asociaciones que, no obstante, ven entre las causas de los retrasos el pésimo estado en el que se encuentra el sistema de Servicios Sociales . Totalmente absorbidos en los últimos años por la implantación de la Ley de Dependencia y muy limitados aún de medios materiales y humanos para hacer frente a la nueva situación actual.

Anuncios
  1. anonima
    19 febrero 2010 en 9:58 am

    hola he leido esta informacion y quisiera decir que es una verguenza que miles de familias dependan de esta ayuda yo soy de ellas lleva mi marido 2 años parado y nunca me he visto en esta situacion y ahora resulata que por cobrar la ayuda familiar te dan solo la diferencia que es unis 60 euros jajaja vamos pa troncharse con dos hujos de 12 y 6 k hace una con eso tambien me gustaria decir que tendrian que investigar mas las solicitudes por que mucha gente dice que no estan con los maridos por que no estan casadas y si estan y con nominas y resulata k por estar una casada legalmente no tiene dercho a salario si su marido esta trabajando y las demas si por que no me digan k hoy echan salario yno estan con el marido y al año siguiente otra vez y embarazas del mario y no estan con ellos kien se lo cree? gracias

  2. vanessa
    9 agosto 2010 en 2:52 pm

    mi hermano echo su salario y se lo han denegado por cobrar la ayuda familiar que son 420 euros y tiene una hipoteca de 250 euros.¿que le queda para vivir?esto no es justo otras personas lo cobran y tienen mas ingresos.

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: